DIFERENCIA ENTRE ESTADO DORMIDO Y ESTADO DESPIERTO-
J.G. Bennett (extractos)

Denison House, l6 Julio 1951

Cuando despiertes te darás cuenta de que tú existes. Si te observas a ti mismo, verás que poco hay presente en ti algo que pertenezca a esa experiencia: “Yo existo, yo estoy presente aquí y ahora.”
Quizá tengas esa experiencia, pero al principio ésta será sólo en tu cabeza. Esto no es realmente estar despierto, sino pensar acerca de estar despierto. A pesar de eso, es un comienzo.
Comprender la diferencia entre el estado dormido y el estado despierto, es uno de los fundamentos sobre el cual todo el Trabajo sobre uno mismo es construido. Esta comprensión no puede llegar de golpe. Si tú deseas alcanzarla, debes luchar para mantenerte en esa experiencia de: “Yo existo – aquí! - ahora!”
Al principio, es muy difícil. La olvidarás casi inmediatamente, por lo cual, debes desear mucho recordarla.,,
El paso siguiente es comprender por qué tú no puedes recordar algo tan simple y a su vez tan importante como lo es el hecho de nuestra propia existencia.
Una razón es que siempre vives en tus asociaciones. Esto es realmente un estado de sueño. En los sueños perdemos contacto con nuestra propia existencia.
Si tu le dices a tu mente que vas a tratar de estar despierto, tienes que luchar una y otra vez para mantenerte en el estado en el cual está presente la experiencia de: “Yo Existo”
Si tú lo haces, verás que comienzas a recordar esto con mayor frecuencia, a pesar de que probablemente tú no serás capaz para mantenerte en eso y conservarlo mejor que antes. Tú quizá te preguntes a ti mismo: “¿de dónde viene este impulso que me lo recuerda? Esto usualmente nada tiene que ver con las asociaciones que suceden en mi cabeza”.
Por tales observaciones, tú comienzas a darte cuenta que tú sólo estás despierto, cuando mucho, en una pequeña parte de ti mismo. Comienzas a comprender lo que nuestra Enseñanza significa cuando nos dice que nosotros no somos uno sino muchos cerebros diferentes. Verás que algunas veces tus sentimientos, y algunas veces también tu parte instintiva, han despertado, pero de una manera muy diferente y bastante separada de tu cerebro en la cabeza. Ellos también pueden tener la experiencia de que “Yo Existo”, pero la tienen de una manera que es de su propiedad.
Cuando yo siento que yo existo, no es en mi cabeza, sino en mi pecho que yo tengo esa experiencia. Cuando mi cerebro instintivo comienza a despertar, es a través de la sensación, y yo me doy cuenta de mi existencia por la sensación de mi cuerpo. Después, tú verás que con el fin de estar despierto, en el real significado de la palabra, todos tus tres cerebros deben despertar, y entonces también encontrarás cómo puedes permanecer despierto. Tú te darás cuenta que un cerebro nunca puede permanecer despierto por él mismo.
Pero mientras, tú debes de tratar intensamente comprender lo que significamos al decir que nosotros vivimos todo el tiempo en sueños. Tú apenas tienes una percepción directa de alguna cosa. Me has oído decir que tú apenas ves alguna cosa, sientes alguna cosa, tocas alguna cosa. Tú puedes comer una comida y no tener una percepción directa de que tú estás comiendo, o de lo que significa comer. Tú puedes caminar a través del campo y mirar a las montañas y el cielo, y no tener una percepción directa de lo que tú estás viendo. Así que yo te digo esto, y tú quizá protestes internamente, y te digas a ti mismo: “No, esto no es verdad. Cuando yo estoy en el campo, yo me regocijo en la Naturaleza, yo experimento toda su belleza y frescura”. Todo esto son palabras vacías. Nada de ese tipo realmente sucede. Tú sueñas acerca de la Naturaleza y de lo hermosa que es, pero tú no ves o experimentas nada.
¿Por qué puedo yo decir esto tan positivamente? Porque así sucede en el sueño, y yo conozco que tú estás dormido, a pesar de que estés sentado aquí y escuchándome a mí, o aunque vayas a dar un paseo por el campo. Esto es lo que tú no te das cuenta. Tú debes observar y darte cuenta de esto por ti mismo. Todo lo que te sucede a ti es un sueño. ¿Por qué?
Porque no hay nada en ti que sea capaz de no soñar. No hay nada en ti que sea capaz de estar despierto. Esto es lo que tú debes comprender y darte cuenta por ti mismo. Cuando tú lo hagas, todo comenzará a cambiar, y hasta tu futuro puede ser diferente…